Mariela Pujimuy, una mujer inga ejemplo de lucha por la educación

Esta indígena oriunda del Cabildo Inga de Aponte de Nariño, es la primera mujer de su etnia con un título profesional, estudiante de una maestría y realizará un doctorado en Alemania. Así espera llevar a su pueblo ancestral sus conocimientos en docencia para preservar su lengua, y en gestión de políticas públicas para el desarrollo integral.

0
242
Foto por: Radio Nacional - https://cutt.ly/GWCNGoi

Los ingas son una comunidad indígena que habita principalmente en los departamentos de Putumayo, Nariño y Cauca. De acuerdo con la Organización Nacional Indígena de Colombia – ONIC, son descendientes de los incas, y datos del Departamento Administrativo Nacional de Estadística – DANE, revelan que esta etnia cuenta con una población de 19.561 personas. 

Este pueblo ancestral como muchos del país ha luchado históricamente por la garantía de sus derechos, debido a que son vulnerados. Según el DANE, el 6,2% de los ingas viven en condición de miseria, el 11% en situación de hacinamiento, el 19.9% no tiene electricidad, el 34,3% no cuenta con acueducto y el 89,9% carece del servicio de internet. Además, la entidad afirma que el 6,3% no sabe leer ni escribir, y sólo el 0,9% tiene acceso a estudios especializados como maestrías o doctorados. 

Le puede interesar: Etnoeducación para salvaguardar las raíces indígenas en Antioquia

A pesar del panorama desalentador Mariela Pujimuy Janamejoy, una mujer inga oriunda del Cabildo Inga de Aponte, que se encuentra ubicado en el municipio de Tablón de Gómez, Nariño, donde habitan 1.808 indígenas de este pueblo originario; le apostó a la educación con la firme convicción de que es el pilar fundamental de la transformación social. Así, en el año 2010 se atrevió a migrar a la ciudad de Bucaramanga en busca de un futuro mejor. 

Conforme con la explicación de Pujimuy, durante este proceso atravesó varias dificultades una de ellas fue al tratar de inscribirse en la Universidad Industrial de Santander – UIS, pues se encontró con que la institución había decidido derogar los cupos especiales para estudiantes indígenas. Ante la situación interpuso una tutela contra la entidad educativa exigiendo la equidad y la garantía de este derecho fundamental, esta acción judicial falló a su favor, y así comenzó su carrera profesional en Licenciatura en Español y Literatura.

“Hoy soy docente de cátedra, enseño lenguas nativas y soy estudiante de la maestría en Gestión y Políticas Públicas de la UIS”, afirmó Mariela. Además, con su formación se ha dedicado a llevar conocimiento a sus comunidades y a liderar iniciativas que rescatan y preservan la cultura inga. Por ejemplo, fundó el primer Cabildo Universitario de la UIS, un grupo que busca sensibilizar a los estudiantes indígenas para que no se alejen de sus raíces y regresen a sus territorios.

“Este grupo está compuesto por un conjunto de saberes en el que hacemos sensibilización con todos los estudiantes indígenas, para que no dejemos perder todas las características que nos identifican, como la lengua, el vestido y el mensaje que hemos dado por años”, detalló la docente ancestral.

Cabe destacar que, durante el mes de agosto del 2021 esta conocedora fue notificada como ganadora de una beca para continuar avanzando en sus estudios en Alemania. Y para ella es sumamente importante porque significa que podrá llevar nuevos saberes a su comunidad que contribuyan a establecer transformaciones que permitan mejorar la calidad de vida de los hogares ingas y el desarrollo integral de los territorios. 

Así, Pujumuy se convirtió en la primera mujer de su etnia en obtener estudios de educación superior. Es un ejemplo de resiliencia y de empoderamiento femenino para todo un país, en el que las comunidades indígenas enfrentan grandes desafíos en materia de desigualdad.

“He tenido la oportunidad de regalar conocimiento y ese ha sido el referente de vida central para decidir ser parte de este momento y de cambiar la visión de la mujer, especialmente de la inga, y es que en el pasado éramos quienes acompañábamos al hombre, pero ahora dirigimos y caminamos de la mano de otros pueblos”, manifestó. 

 

 

Por: Ivania Alejandra Aroca Gaona. Periodista.

Editor: Karina Porras Niño. Periodista – Editora.





 

 

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here