Feminicidio, un problema social de nunca acabar

0
2703

fear-1131143_1280

Con el solo hecho de incrementar el castigo al infractor en una Ley no se acaba el constante flagelo a las mujeres en Colombia. Se necesita un cambio radical de conciencia de la propia sociedad.

El feminicidio es un tema complejo si se advierte desde la perspectiva de la realidad de las mujeres en Colombia. La mayoría de los que apoyan la no discriminación de género han propuesto un conjunto de medidas preventivas, requiriendo del Gobierno e instituciones del Estado una garantía con el firme propósito de erradicarlo.

Este escenario social es causado por diversas circunstancias negativas en el ciclo de convivencia de hombres y mujeres, en el que la mayoría de las veces, la mujer lleva la peor parte.  El feminicidio proviene de la violencia física, sexual y psicológica, de un hombre a una mujer por el solo hecho de ser mujer y que desemboca en la muerte.

Para erradicar este problema social del feminicidio, una de las medidas propuestas ha sido tipificar como delito autónomo dentro del Código Penal colombiano al feminicidio. Es así que se crea la Ley 1761 de 6 de Julio de 2015.

Anteriormente a la Ley citada, se hablaba de un porcentaje considerable de casos de feminicidio, situación que se vislumbraba incontrolable. Después de año y un mes de entrada en vigencia de la mentada Ley, aún no se observa un panorama alentador a favor de la no discriminación hacia la mujer. Sobre todo en contextos marginales, se siguen presentando frecuentemente casos de feminicidio.

Aunque la Ley proporcionó un mayor margen de castigo para el infractor, se percibe un ambiente egoísta de parte del género masculino. en el entendido que para la mayoría de los hombres se otorga más beneficios a la mujer, desplazándolo en sociedad, en cierta medida incitando al feminicidio.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here