Agroecología es protagonista en la producción de naranja valencia

Un estudio realizado en el departamento del Meta evidencio que los cultivos de naranja valencia que trabajan con enfoque agroecológico se caracterizan por su organización, calidad y sostenibilidad. Así mismo, aquellos que cultivan con abejas como aliadas son un 60% más rentables.

0
456
Foto por: Naranja tradicional - https://cutt.ly/DbRc4GK

La agroecología es la implementación de prácticas ecológicas en la agricultura, según la Organización de las Naciones Unidas para la Alimentación y la Agricultura (FAO), se enfoca en utilizar mejor los recursos como el agua, suelo, energía, y el aprovechamiento de lo orgánico, por ejemplo, mediante la fabricación de abonos naturales.

Dicha práctica “logra diversificar los sistemas combinando árboles y cultivos o varios cultivos al mismo tiempo, en lugar de dedicarse al monocultivo de una especie y aprovechar las posibles sinergias entre todos ellos para hacerlos más resilientes”, destaca la FAO.

Le puede interesar: Cauca y Risaralda le apuestan a la caficultura sostenible

Reconociendo esta práctica como un camino para la transformación de la agricultura en una cadena productiva más sostenible, Vanessa Muñoz Meneses, administradora de empresas y magíster en medio ambiente de la Universidad Nacional (UNAL), realizó una investigación en la que demostró que el sistema agroecológico es altamente rentable. 

El estudio fue desarrollado en el departamento del Meta, principalmente en los municipios  de Lejanías, Villavicencio; Guamal, Granada; y Puerto López. De acuerdo con el informe de la investigadora estos territorios concentran el 60,9% de la producción citrícola del departamento. Se eligieron 51 fincas productoras de la variedad de naranja Valencia y fueron clasificadas en dos grupos: sistemas de producción citrícola convencional y los de enfoque agroecológico.

Luego de analizar diferentes variables en cuanto a eficiencia y economía, la investigación reveló que,  los predios convencionales, que implementan monocultivos y uso intensivo del área de siembra, presentaban limitaciones de organización y falta de canales claros de comercialización.

Mientras que, las fincas con enfoque agroecológico, se caracterizan por disponer de una sólida infraestructura logística, administrativa y financiera; articulación a mercados exteriorizados y manejo fitosanitario sin limitaciones. “Tenían la capacidad de analizar la climatología, evaluar plagas y enfermedades con personal capacitado y, algo muy importante, realizaban rotación de lotes con cultivos semestrales, e incorporan especies pecuarias mayores y menores, como las abejas”, aseguró la economista Muñoz.

Con la comparación se determinó que el margen de rentabilidad de los productores que cultivan naranja Valencia con abejas como aliadas para su proceso productivo mediante la polinización es un 60% mayor. Ante los resultados satisfactorios, la economista hace un llamado a los investigadores para que potencien los estudios de este tipo. Pues son una herramienta fundamental para incentivar a las personas a repensar las prácticas agrícolas y encaminarse a un sistema más amigable con el ambiente. 

 

Por: Ivania Alejandra Aroca Gaona – Periodista.

Editor: Karina Porras Niño. Periodista – Editora. 

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here