San Gabriel: Arcángel de las buenas noticias

1
4629

San Gabriel, el arcángel de las buenas noticias es poco conocido, pero muy valioso en la fe cristiana.  

sangabriel4

Por Jonathan Alexander Rozo Garcia 

«Los arcángeles, de quienes la Sagrada Escritura revela misiones singulares y que, sirviendo a Dios día y noche, y contemplando su rostro, a él glorifican sin cesar«. Así lo describe el Martirologio Romano del siglo II, que es prueba del reconocimiento tan antiguo que se les da a los arcángeles: Miguel, Gabriel y Rafael.

Hoy será San Gabriel Arcángel el protagonista. Su nombre significa “Dios es mi fortaleza”, “la fuerza de Dios” o mejor «Dios es mi protector».  Su nombre expresa la oración del creyente                   que experimenta la compañía de Dios, he inmediatamente, su papel de mensajero de esperanza y aliento frente a la vida. El es el Arcángel de las Buenas Noticias.

Enviado en varias ocasiones por Dios como mensajero. Primero, dentro del Antiguo Testamento, Gabriel aparece en el libro de Daniel. En medio de las visiones que tuvo el profeta Daniel el arcángel fue enviado para explicarle el significado de dichas visiones (Dan. 8:15-17, 9). Segundo, en el Nuevo Testamento se presenta a Zacarías para avisarle que Isabel, su mujer, tendría un hijo al que llamaría Juan (Lucas 1:11-20). De igual manera, por tercera vez, fue Gabriel a quién se le encomendó visitar a María y anunciarle que ella había sido elegida para ser la madre de El Salvador (Lucas 1:26-38).

Fue así, que al Arcángel San Gabriel se le confió la misión más alta que jamás se le haya confiado a criatura alguna: anunciar el nacimiento del Hijo de Dios. He aquí la grandeza de este arcángel; el es mensajero de la Buena Noticia de Dios. Llama a la puerta de María y, a través de él, Dios mismo pide a María su «sí», como aun lo sigue haciendo para dar vida al corazón de la humanidad.

san-gabriel-jpg2

En el arte se le representa arrodillado con una vara de perfumada azucena, la que obsequió a María Santísima en la Anunciación. La flor que entrega a María representa pureza, virginidad, inocencia, amor y armonía, las virtudes que describen tanto el arcángel como a la Virgen María. Por haber anunciado el nacimiento de Cristo, casi siempre se le representa con ropas de mensajero. En ocasiones se le ha puesto un pergamino y/o una pluma en sus manos, lo cual representa su papel de arcángel que inspira.

Finalmente, es San Gabriel Arcángel ejemplo de docilidad a las llamadas de Dios, es reflejo de alegría y esperanza para los demás, es modelo de prudencia y buena comunicación, pero sobre todo es el amigo de las noticias que promueven la vida y la verdad. Por ello, el Papa Emérito Benedicto XVI dirá enfáticamente: «vosotros tenéis la misión de llamar en nombre de Cristo a los corazones de los hombres. Entrando vosotros mismos en unión con Cristo, podréis también asumir la función de Gabriel: llevar la llamada de Cristo a los hombres… Mira que estoy a la puerta y llamo; si alguno oye mi voz y me abre la puerta, entraré en su casa y cenaré con él y él conmigo» (Ap. 3, 20).

 

Oración: 

Oh glorioso Arcángel San Gabriel, llamado fortaleza de Dios, mensajero de Dios Padre, que anunciaste a la Virgen María el Misterio de la Encarnación del Hijo eterno, y le aseguraste que el Espíritu Santo la cubriría con su sombra; por medio de nuestra voz la Iglesia suplica tu guía para que seamos fieles al Evangelio, unidos en la mutua caridad, y obedientes a nuestro Buen Pastor. Aconséjanos en las confusiones, ayúdanos en las luchas contra el demonio, impúlsanos a venerar el Nombre de Jesús e intercede por nosotros hasta el encuentro luminoso con el Señor en la gloria eterna.

Amen

 

1 Comentario

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here